PAC - General


Los fabricantes de piensos: La norma europea antideforestación es una "amenaza muy seria"


Bruselas - 2024-05-13 08:15:37
Valoración:       2111 votos.
Archivado en:


Los fabricantes españoles de pienso creen que la normativa europea antideforestación, que en principio entrará en vigor el próximo 1 de enero, supone una "amenaza muy seria" para sus intereses económicos al establecer unos requisitos que son "muy difíciles, sino imposibles" de cumplir.

En una entrevista con Efegaro, el director general de la patronal de fabricantes de piensos (Cesfac), Jorge de Saja, ha reparado en esta norma por la que se obligará a que los vendedores de productos a la Unión Europea certifiquen que sus bienes no proceden de tierras deforestadas ni han provocado degradación forestal.

En el caso de los piensos, el foco está puesto en la producción de soja en América ya que es un insumo importante en la formulación de los piensos, según ha recordado.

De Saja se ha quejado de que la normativa recoge términos "tremendamente complicados" (incluso la propia definición de qué es deforestación) y hay países productores de soja que, por el momento, se niegan a cumplir los requisitos europeos.

 

Sin cotización a partir del 31 de diciembre

 

La situación es de incertidumbre hasta el punto de que los comerciantes internacionales "no están dando cotizaciones sobre esas materias primas más allá del 31 de diciembre" porque "teóricamente" entra en vigor esta normativa que les "penaliza enormemente".

No obstante, en la práctica, confía en una prórroga para su entrada en vigor porque hay Estados miembro y otros cargos comunitarios, entre ellos el comisario de Agricultura, Janusz Wojciechowski, que abogan por ese aplazamiento para un mejor estudio y "ver si se puede adaptar a la realidad".

De Saja confía en ello porque, de lo contrario y si la norma entra en vigor en el arranque de 2025, complicará el acceso a materias primas, en especial la soja, sin descartar "situaciones desastrosas".

 

La evolución de las materias primas

 

La evolución en el precio de las materias primas es otro de los asuntos de relevancia para el sector, especialmente las cotizaciones de los cereales y la soja por ser la principal factura en insumos que afrontan los fabricantes.

De hecho, todas las categorías de piensos han retrocedido sus precios en el último año (informe de marzo del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación).

Por eso, De Saja habla de unos precios que "están bien" gracias a las buenas expectativas de cosechas y augura que seguirán mientras los costes de las materias primas sigan en esa tónica.

Un comportamiento distinto están teniendo el coste de los "microingredientes", es decir, las vitaminas y aminoácidos utilizados en la formulación de los piensos y que se compran principalmente a China.

 

El impacto de la guerra en Gaza

 

A pesar de que el gasto en microingredientes no es tan relevante (ronda el 6 % del precio del pienso) la guerra de Israel en Gaza y sus derivadas, que han afectado al tránsito comercial por el mar Rojo (canal de Suez), han impactado en el abastecimiento de estos microingredientes a España al tener que hacer un recorrido por otra ruta más larga y costosa.

Esa situación, unida a "cierto efecto especulativo", ha provocado ese encarecimiento de esos insumos.

Por lo demás, el coste de la energía está "más bajo ahora que hace un año" y aunque los costes laborales "van subiendo" es algo que les afecta "en menor medida".

 

El otro escenario bélico: Ucrania

 

En cuanto a la invasión rusa de Ucrania, que afectó en su día principalmente a la llegada de maíz desde ese país, ya no supone un quebradero de cabeza para los fabricantes de pienso porque "han aprendido a convivir" con ello y, de todas formas, no hay problemas de suministro a corto y medio plazo.

A pesar de que hay algunos problemas con la calidad del maíz que llegar ahora de Ucrania, éstos están siendo solventados con maíz brasileño, país que cuenta con buena cosecha.

En ese sentido, De Saja ha valorado la capacidad de los fabricantes de pienso para buscar alternativas de suministro en función de las necesidades: es un sector "muy oportunista y resiliente" capaz de sobrevivir "bastante bien".

"Más mal que bien, siempre encuentras orígenes alternativos de suministro", ha reiterado.

 

Valoración de las tractoradas

 

 Por otro lado, respecto a las tractoradas que ha protagonizado el campo desde comienzos de año, De Saja reconoce que hay "simpatía y empatía" hacia los productores, teniendo en cuenta además que "la mayor parte" de los fabricantes de pienso son también ganaderos.

Pero hay algunas reivindicaciones "que no podíamos apoyar", en concreto, referentes a la negación de importar materias primas porque "si no, no podemos fabricar pienso, ni alimentar animales".

En ese sentido, ha finalizado diciendo que los fabricantes de pienso ven "con interés" el desarrollo de reglas del comercio internacional "más justas" pero "siendo conscientes de que no son temas donde  valgan soluciones simples".